El domingo, 22 de mayo de 2016, Fiesta de la Santísima Trinidad, iré, como Obispo de Mayagüez, a celebrar la misa parroquial de 10:00 a. m. en la Parroquia San Isidro Labrador de Sabana Grande. Los directivos de La Misión Ntra. Sra. del Pozo, me pidieron poder asistir a dicha celebración para luego partir en su peregrinación al lugar del Pozo. Todo católico y grupo católico tiene el deber y el derecho en la Iglesia de asistir a misa dominical y a que se provea para ello adecuadamente. Por tal motivo, como Obispo de Mayagüez, cuando lo solicitaron, no solo lo concedí, sino que iré a celebrarla personalmente, a fin de continuar el diálogo que les propuse en mi Carta Aclaratoria de septiembre de 2014 y que reafirmo. Voy a Sabana Grande, como Obispo de esta Diócesis y respondiendo al deber pastoral de atender un grupo de fieles católicos que me pide la Santa Misa; no a celebrar su aniversario.

Las disposiciones referentes al Pozo de Sabana Grande y la Misión Ntra. Sra. del Pozo, anteriores a mi llegada como Obispo de Mayagüez, permanecen en vigor (Cartas de la CEP a los Fieles, Sacerdotes y Devotos del 17 de marzo de 1997).

a) No hemos encontrado como sobrenaturales las pretendidas apariciones de la Virgen en el año 1953, como tampoco damos validez a los mensajes y “misión” que han ido presentándose a distancia de muchos años.

b) Pido a los Sacerdotes Diocesanos y Religiosos que se abstengan de participar en actividades en el lugar denominado Pozo de Sabana Grande y les sigue prohibida la celebración de la Santa Misa en dicho lugar, so pena de suspensión automática (c. 1333)

c) El decreto de Disolución de la llamada “Asociación Pro-Devoción del Rosario de la Virgen del Pozo” como asociación católica, del 8 de junio de 1987, está plenamente vigente.

d) Recordamos a los seguidores de la llamada “Misión de la Virgen del Rosario del Pozo” que por decreto de la Congregación de la Doctrina de la Fe del 2002 se determinó: “Que todas las personas que han emitido promesas (y juramentos religiosos) en esos grupos pueden considerase libres de las mismas” (CDF, Decreto del 19 de septiembre de 2002, Prot. N. 73/89)

Los sacerdotes, diocesanos o religiosos, trabajando o de paso en la Diócesis de Mayagüez, no están obligados a promocionar esta actividad de ninguna manera.

Exhorto a los fieles, religiosos(as), sacerdotes y diáconos de la Diócesis de Mayagüez, a continuar con nuestra oración: Bajo tu amparo nos acogemos, Santa Madre de Dios; no deseches las oraciones que te dirigimos en nuestras necesidades, antes bien líbranos de todo peligro, ¡Oh Virgen gloriosa y bendita! Amén.

Esta carta será publicada en el Periódico El Visitante y presentada a los fieles de todas las parroquias de la Diócesis de Mayagüez, el fin de semana del 7 y 8 de mayo de 2016
En Mayagüez, Puerto Rico, hoy 28 de abril de 2016.

(Obispado de Mayagüez)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here