Jorge L. Rodríguez Guzmán

j.rodriguez@elvisitantepr.com

Twitter: jrodriguezev

Este año se cumplió el 114 aniversario del natalicio de Monseñor Romualdo Mariano Ortiz Vega, quien nació en 1908 en el pueblo de Coamo y que partió a la casa del Padre con olor a santidad en el 2007. ¿Quién era y por qué lo recuerdan con tanto cariño? 

Monseñor Ortiz sobresalía desde su sencillez por su gran entrega al sacerdocio y a la comunidad. Aunque no completó sus estudios escolares sino hasta sexto grado, encontró su vocación a los 19 años cuando entró al seminario. Sirvió en los pueblos de Coamo, Rincón, Las Marías, entre otros. “De todos ellos, el más preciado para monseñor fue Maricao”, expresó Padre Edward Acevedo Lugo, postulador de la causa de canonización. 

“Fue un sacerdote ejemplar que se distinguió por una vida intensa de Eucaristía y de profunda fe. Era un sacerdote de oración y sumamente mariano. Fue un sacerdote cercano, confesor y director espiritual de muchas almas”. Sin ningún tipo de protagonismo y como una persona sumamente sencilla y penitente, lo describió el presbítero mientras recordaba que incluso el sacerdote coameño no descansaba en una cama.

Por último, el padre Acevedo añadió que el libro biográfico de Monseñor Ortiz está a la venta en toda la diócesis del oeste. Y sobre su causa por la canonización, comentó que a penas está en sus comienzos y que la Diócesis de Mayagüez se encuentra en el proceso de recopilación de testimonios y experiencias de vida relacionadas al sacerdote. Para presentar experienciasrelacionadas a las virtudes heroicas de Monseñor Romualdo Ortiz debe escribirlas y hacerlas llegar al Obispado de Mayagüez, Apartado 2272 Mayagüez, PR 00681.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here