Getting your Trinity Audio player ready...

Con motivo de su 95 cumpleaños, el pasado día 10 de abril, la Sra. Sara Cestero fue recibida por el Papa Francisco en la Ciudad del Vaticano.  Doña Sara, como cariñosamente se le conoce en su parroquia de San Ignacio de San Juan de Puerto Rico, es uno de los pilares fundacionales de la comunidad parroquial.  Sus muchos años de apostolado en San Ignacio han sido bendecidos por la vocación sacerdotal de su nieto, el jesuita puertorriqueño, P. Julio Minsal Ruiz, S.J., quien realiza estudios doctorales en la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma.  El P. Julio tuvo la gracia de acompañarla en ese momento inolvidable y de presentársela personalmente.  Estuvo presente también la Dra. Sarabel Ruiz Cestero, hija de doña Sara y madre del Padre Julio.

La Sra. Cestero pudo conversar un momento con el Santo Padre y recordarle la importancia del papel de los abuelos en la transmisión de la Fe cristiana a sus nietos.  Le contó que conocía la historia de Mamma Rosa, abuela del Papa, y de cómo le había enseñado a rezar.  Le comentó que ella hizo lo mismo con su propio nieto.  Fue una linda ocasión en la que el Papa se conmovió al recordar a su querida Mamma Rosa.  Doña Sara le entregó al Santo Padre la publicación más reciente sobre nuestro Beato Carlos Manuel Rodríguez y una colección de cartas pidiendo su pronta canonización.  Al final el Papa tuvo el hermoso detalle de regalarle a Doña Sara un precioso rosario en felicitación y agradecimiento por su visita. 

Toda la comunidad parroquial de San Ignacio de Loyola, así como los padres jesuitas de Puerto Rico, agradecemos a Dios la bendición concedida a nuestra querida Doña Sara Cestero. ¡Es una gran alegría para todos!  

P. José Cedeño Díaz-Hernández, S.J.

Para El Visitante