Getting your Trinity Audio player ready...

Pega más el concepto Familia con Navidad que eso de Cuaresma.  Navidad es gozo, niño, cuna, fiesta.  Cuaresma parece todo lo contrario.  Pero uno de los objetivos en la educación al hijo no es solo gozar y agradecer los ‘síes’ de la vida, sino aceptar que también hay noes.  ¡Y a veces demasiados! Y también reconocer que Cuaresma también es para celebrar la vida (lograda con el inmenso sacrifico del amor). Por eso el calendario familiar “es justo y razonable” que se adorne también con los símbolos de ese momento.  Fue momento de Jesús.  Mas maravillosamente también momento nuestro.  siSmpre VIDA, porque el Dios que predicamos no es el de la Muerte, sino el Dios de la Vida.

Como los visuales para captar mejor una idea, también el ambiente de familia se puede adornar con ellos.  Si cuando llega Navidad aparece el árbol, el rojo festivo, las hojas de pinos norteños, y hasta el gordo Santa Claus, busca también para tu familia los audiovisuales del momento.  Desde luego destacar algún objeto, crucifijo, imagen de la Virgen Dolorosa, cactus en arena… símbolos del dolor o malestar.  Si tu familia goza de acumen estético inventarás ideas para formar ambiente. Que el único ambiente no puede ser, como en Halloween, grotescos esqueletos o murciélagos.  Si gastaste plata en eso por qué no el recuerdo del amor más profundo en la tierra: ¡Dios-Hombre en una cruz por nuestro bien!

Al audiovisual añade la acción.  Invitar (el lío será con tus adolescentes) a que te acompañen a alguna de las actividades que surgen en las parroquias.  Desde luego, lo de la Pascua Juvenil (que sucede ya al final del tiempo) es adecuado para ellos.  Pero también desear tenerlos junto a ti en la procesión, o en alguna de las prácticas piadosas que se ofrecen parroquialmente.  Y claro, por qué no idear, en una “lluvia de ideas” familiar, alguna sencilla actividad a realizarse en casa.  Es cuestión de proponer y pedir ideas, sobre todo a los mayores.  Podría ser o una lectura u oración en familia aludiendo a la temporada y su significado.  O una señal de penitencia en la comida o un pequeño sacrificio de algo muy querido.  Si la pareja no tiene hijos es mucho más fácil llegar al acuerdo de esos gestos.

Hay muchas frases bonitas que recuerdan lo profundo de lo que externamente se quiere celebrar.  Si buscas, encontrarás algunas hermosa y sugestivas.  Se me ocurre “amor con amor se paga”, “Tanto amó Dios al mundo que le entregó a su hijo Unigénito”, “Vivo en la fe del hijo de Dios que me amó y se entregó a la muerte por mí” … En cartas de San Pablo es fácil conseguir material.

Y, desde luego, lo principal: ¡Se celebra el amor supremo!  Este año 2024 cayó el miércoles de ceniza con St. Valentine.  Parecería desacertado. ¿Pero no es en realidad lo que recordamos en todo ese tiempo que termina en Semana Santa y la Resurrección? Sencillamente el gesto del verdadero amor.  Este no es el gozo afectivo o sensorial ante otra persona.  El amor en verdad es desear y poner en practica realizar lo bueno para otra persona.  Esa fue la tarea de Jesús: dar su vida para que nosotros la tengamos eterna.  Si alguien murió en el lugar que me tocaba (como en el caso de San Maximiliano Kolbe), ¿por qué no voy yo a recordar agradecido al Dios que dio esperanza y vida a un mundo lleno de guerras y tan perverso, para que al final el resultado fuera resurrección y vida?  Te animo a celebrar también la cuaresma en la pequen Iglesia, que es tu hogar. 

Padre Jorge Ambert, SJ

Para El Visitante